Ante todos los pronósticos en su contra, y pocas posibilidades que le daban los medios y casas de apuesta, el sábado 14 de Noviembre Holly Holm logró lo inesperado tras vencer a la favorita y, hasta ese momento campeona invicta, Ronda Rousey, quien recibió una dosis de su propia medicina al ser noqueada casi justo a la manera como ella normalmente nos tiene acostumbrados a verla aniquilar a sus contrincantes.  

Justo después de que el referí diera las indicaciones reglamentarias previas al encuentro al centro del octágono, Holm dio los puños a Rousey en señal de una pelea limpia, pero esta le respondió dándole la espalda, desde ese momento, la guerra de parte de la ex campeona estaba declarada. Una vez iniciado el primer asalto, Rousey se vio totalmente revolucionada yendo siempre al frente, pero con poca puntería al momento de atacar, ante esto, Holm estratégicamente esperaba retrocediendo con movimientos en círculos para contraatacar al momento justo, técnica que le dio la oportunidad de brindar un par de golpes a Rousey justo cuando ella desesperadamente fallaba a contrapié.

El esquema táctico de Holm presistia hacia el segundo round, situación que seguía inquietando a Rousey como si pretendiese alcanzar una gallina sin éxito alguno. Esta causa le bastó a Holm para volver a sembrar un par de izquierdazos directos al rostro acompañados de un golpe circunstancial con el codo, hasta que finalmente el desbalance de Rousey llegaría a su fin perdiendo el suelo en una ocasión,  y justo cuando pretendía levantarse, a mitad del camino es impactada con una patada directo al cuello que la envió definitivamente a la lona.

Lo que para muchos fue decepcionante por la forma en que Ronda Rousey resultó derrotada, para otros vale más el mérito hacia Holy Holm, quien con una estrategia previamente pronosticada, utilizó como base su experiencia boxística para inteligentemente lograr esta gran pelea con esos jabs de izquierda y la patada letal que le dio el KO en solo 2 asaltos.

Seguramente más peleas entre este par de guerreras se desatarán en un futuro no muy lejano, pues la “Hija del Predicador” seguramente querrá seguir en la cima de su nuevo título obtenido, pero para ello, sabe que Rousey no cederá tan fácil y poco tiempo estará de brazos cruzados esperando una nueva oportunidad para retomar el título de peso gallo. En fin ¡Ya queremos ver la revancha! seguramente estará en llamas!

https://www.youtube.com/watch?v=1K0Lil1p9so