Compartir

A pesar de que 2017 no ha sido su mejor año, el español ha cosechado una carrera con múltiples satisfacciones

Si hablamos de pilotos de Fórmula 1, Fernando Alonso es sin duda uno de los más reconocidos y queridos por el público. Nacido el 29 de julio de 1981 en Asturias, España, mostró interés por el deporte motor desde los tres años de edad. Su padre, quien era un gran apasionado a los Karts, decidió construirle uno a su hija mayor, pero ella no mostró interés alguno por el auto. Ocurrió lo contrario con el entonces pequeño Fernando; su padre tuvo que adaptar los pedales del bólido y fue así como nació un futuro campeón.

piloto español

Desde temprana edad corrió en campeonatos de Karts como el campeonato infantil de Asturias; ganó competencias en España e Italia; fue subcampeón europeo en fórmula-A; en 1999 con 9 pole position y 6 victorias consiguió el campeonato de la Euro Open Movistar. Fue en el año 2000 cuando Alonso vio por fin su incursión a la máxima categoría: Ferrari lo quería como piloto de pruebas, pero fue Flavio Briatore, quien le ofrecería un lugar en el equipo Renault. Por circunstancias del destino, fue cedido a Minardi. Alonso se convirtió en el tercer piloto más joven en debutar en la categoría en 2001.

En 2002 quedó como piloto de pruebas, de nuevo en Renault; y para 2003 tomó el lugar de Jenson Button y se convirtió de nuevo en piloto oficial. El 24 de agosto de ese mismo año logró su primera victoria dentro de la máxima categoría, en el gran premio de Hungría. Al año siguiente no ganó ninguna carrera pero terminó en cuarto lugar del campeonato. En 2000, obtuvo su primer campeonato mundial en la F1, después de ganar el Gran Premio de Brasil se convirtió en el piloto de F1 más joven en conseguirlo.

Te puede interesar: Sigue a los pilotos mexicanos Pancho Name y Armando Zapata en WRC 3

Un año más tarde logró el bicampeonato después de un final de temporada cardiaco, ya que en la penúltima carrera la batalla que Alonso y Michael Schumacher habían mantenido durante toda la temporada culminó. El Gran Premio de Japón fue testigo de una gran competencia entre ambos pilotos; llegaron a Japón empatados con 116 puntos pero fue a 17 vueltas del final de carrera donde un humo inesperado salió del Ferrari de Schumacher. El motor del alemán se había roto y con ello las esperanzas de arrebatarle el campeonato a Fernando. El Gran Premio de Brasil se llevó a cabo y con éste la noticia se hacía oficial.

campeón carreras 2006

Para 2007 Alonso fue fichado por el equipo McLaren y se convertió en coequipero de Lewis Hamilton. Este año estuvo lleno de polémica entre ambos debido a los rumores sobre Hamilton, se decía que no estaba feliz si a él no se le daba prioridad en el equipo. Después de dimes y diretes entre ambos, la temporada terminó con 109 puntos para ambos, lo que llevó a que su lugar en el campeonato se decidiera de acuerdo a quien tuviera mejores posiciones en todas las carreras del año. En consecuente, Hamilton quedó segundo y Fernando tercero. En septiembre, su representante anunció que dejaría el equipo y con esto los rumores del favoritismo hacia Lewis se hicieron evidentes.

El 2008, Fernando Alonso regresó a Renault. Después de tener una temporada con altas y bajas terminó quinto en el campeonato general. A pesar de haber estado en pláticas para competir en Ferrari, nada se concretó y anunció su renovación de contrato con Renault para 2009; año en que el español sólo logró una Pole Position en Hungaroring y un tercer lugar en Singapur como sus resultados más sobresalientes. En ese entonces, esa era considerada la peor temporada de Fernando Alonso dentro de su carrera en F1. En septiembre de esa temporada se anunció a Alonso como piloto de la escudería Ferrari.

Fernando acoso
GP SINGAPORE F1_2010
© FOTO ERCOLE COLOMBO

El año 2010 comenzó con una impactante victoria en el circuito de Bahréin, mostrando una vez más que el talento y una buena máquina lo llevarían por buen camino. Ese año, con cuatro victorias, dos Pole Position y cinco vueltas más rápidas en diferentes circuitos, lo hicieron acreedor del segundo lugar del campeonato.

Llegó 2011 y con él una temporada de altas expectativas hacia el español. Éstas no se cumplieron debido al rendimiento de su F150 ITALIA. Fernando compitió al máximo en todas las carreras, pero las máquinas de sus adversarios (los Redbull de Sebastian Vettel y Mark Webber), eran superiores en todas las cuestiones. A pesar de esto, Alonso consiguió una memorable victoria en el Gran Premio de Silverstone. Sin dejar de pelar durante toda la temporada, logró quedarse con el cuarto lugar en la general.

competencia Silverstone
Silverstone, 2011.

En 2012 su F2012 dio menos alegrías de las esperadas en sus primeros Grandes Premios, a excepción de Malasia, donde Alonso se impuso y consiguió la victoria en una crítica carrera con lluvia. Durante el resto de la temporada se mantuvo constante y logró conseguir otras dos victorias en Valencia y Alemania. Esa temporada, después de pelear llanta a llanta contra Sebastian Vettel, Alonso no logró terminar en primero y de nuevo se quedó con el subcampeonato de la máxima categoría.

Fue en China donde Fernando consiguió su primer victoria de 2013 y la número 31 de su carrera. Su siguiente y último triunfo lo logró como local en el Gran Premio de España. De nuevo el campeonato se disputaba contra Vettel, éste ganó las ultimas nueve competencias y se coronó como gran ganador del título de F1. Alonso se quedó una vez más con el subcampeonato.

Ferrari y Alonso comenzaron 2014 confiados, ya que llegaban a la categoría los motores V6 turboalimentados. Suponían que esto les traería de nuevo un auto competitivo pero no fue así. Ese año la escudería Mercedes los superó y Lewis Hamilton fue campeón. Alonso sólo consiguió dos pódiums esa temporada en Hungría y Shanghái; terminando sexto en la clasificación general.

pilotos
Fernando Alonso y Jenson Button

La escudería McLaren-Honda anunció a Fernando Alonso y a Jenson Button como pilotos oficiales para la temporada 2015. Alonso sufrió un fuerte accidente en los test invernales en Barcelona; las recomendaciones médicas le impidieron competir en la primera carrera de la temporada a disputarse en Australia. En esta temporada, Alonso comenzaba una de las peores rachas dentro de su carrera. Los problemas de fiabilidad y de potencia del nuevo motor hicieron que Alonso abandonara en cinco ocasiones. De ahí en adelante se le veía constante y siempre optimista ante la situación del motor, algunas veces él y su entonces compañero Jenson Button presionaban de manera irónica al equipo con comentarios públicos, pidiendo mejoras en sus autos.

Comenzó 2016 y los directivos de McLaren aseguraron que sus autos eran por mucho superiores a los del año pasado. Alonso dio todo en los entrenamientos y al llegar la primera carrera del año, se le notaba competitivo. Pero al intentar un rebase sobre Esteban Gutiérrez, Alonso tocó la rueda trasera del auto del mexicano y sufrió uno de los más fuertes accidentes dentro de su carrera: su auto estaba bocabajo y totalmente destrozado. A pesar de la gravedad, el español salió por su propia cuenta. En consecuencia a este accidente y a sus lesiones, los médicos le indicaron que no competiría en el Gran Premio de Bahréin. El resto del año no dejó de demostrar su talento como piloto y en especial en condiciones de lluvia, pero con un auto de bajo rendimiento no logró más que un quinto puesto en el Gran Premio de Austin, siendo éste su mejor resultado del año; alcanzó a colarse dentro del décimo lugar del campeonato.

accidente Fernando Alonso
Accidente de Fernando Alonso en Australia, 2016.

El 2017 es sin duda el peor año en la carrera de Fernando Alonso. Australia parecía el presagio a una temporada catastrófica, no terminó la carrera por la rotura de su suspensión y al término irónicamente comentó:

“Se ha roto la suspensión y, aunque estábamos a poco de terminar la carrera, no aguantó. Una de las mejores carreras de mi vida. Nunca he tenido un coche tan poco competitivo y he llegado a la zona de los puntos, aunque no nos pudimos mantener. Hay que mejorar inmediatamente porque, de lo contrario, tendremos una temporada muy frustrante”.

En Shanghái, todo fue peor. Alonso hizo un arranque espectacular, ganó 4 posiciones, llegó a rodar en sexto lugar, bloqueó durante 11 vueltas a Sergio Pérez y aun así, el auto no resistió. Fue en la vuelta 35, mientras rodaba en octavo cuando un fallo en la transmisión frustró el sueño del español para sumar puntos.

Lo mismo ocurrió en Bahréin. La falta de potencia y los problemas en el motor, lo dejaron fuera de la carrera. Fue ahí también donde Alonso se quejó abiertamente de lo lento que era en las rectas; él simplemente no podía creer que estuviera en un auto tan poco competitivo.

Rusia fue probablemente la carrera más frustrante para Fernando, ni siquiera pudo comenzar la competencia. En la vuelta de formación se quedó parado en la entrada a pits.

El Gran Premio de España fue el milagro que Alonso esperaba, a pesar de que no entró en zona de puntos, logró terminar la carrera en doceavo puesto y celebró ante su público, ya que este resultado tras cuatro abandonos le sabía a gloria.

Semanas antes del Gran Premio de Mónaco, se anunció que Fernando no estaría en la competencia debido a que correría las 500 millas de Indianápolis en la Indy Car. Sin nada que perder en la F1, Alonso probó su suerte en esta competencia pero a pesar de que fue líder en gran parte de la carrera, el motor de su bólido volvió a fallar. Continuando con la maldición que ahora le persigue, Fernando no terminó la competencia. La siguiente carrera no fue diferente, a dos vueltas del final, el motor Honda del McLaren no pudo más.

Carrera Alonso
Abandona competencia en Canadá, 2017.

En Bakú, su suerte cambió: Alonso remontó desde la posición 19 al noveno lugar y con ello sumó los primeros dos puntos en esta temporada.

En el Gran Premio de Austria, también abandonó pero en esta ocasión debido al piloto Daniil Kvyat, quien se impactó además con Max Verstappen, dejando a ambos fuera de la competencia. Su suerte no cambió en Gran Bretaña, donde el motor sólo resistió 33 vueltas.

El futuro de Alonso es incierto, en entrevista aseguró que de no tener un auto competitivo para septiembre se marcharía del equipo. “Lo que haga, estará bien. Estaré feliz con lo que sea que decida. Seguro que habrán sorpresas y estaré en F1. La falta de victorias daña, pero sobre todo te quita felicidad. Quiero ganar. Tomaré la mejor decisión y estoy seguro de que ganaré y seré muy feliz”.

Él no es el único preocupado por su futuro, pues incluso sus fanáticos han iniciado una propuesta en el portal change.org para reunir firmas y llevar a Alonso de vuelta a Ferrari.

Sin duda Fernando Alonso es un piloto con un talento indiscutible y a pesar de las circunstancias se ha mantenido optimista y ha mostrado ser un caballero respecto a los comentarios que realiza sobre su equipo. El campeonato aún no termina y quizá si el equipo se esfuerza en darle un buen auto, el español dará cátedra de sus conocimientos detrás del volante.

Fernando Alonso
2008 Japanese Grand Prix – Sunday Race
Fuji Speedway, Oyama, Japan
12th October 2008
Fernando Alonso, Renault R28 celebrates in his cockpit.
Photo: Charles Coates/LAT Photographic