Compartir

Queenstown, Nueva Zelanda es el mejor lugar en el mundo para los amantes del bungy

El salto comercial en bungee o bungy, como se le conoce en Nueva Zelanda, se originó en dicho país en la ciudad de Queenstown. Fue en noviembre de 1988 cuando los pioneros AJ Hackett y Henry vans Asch acapararon la atención al abrir el primer lugar del mundo en operar y ofrecer salto en bungy al público desde el puente Kawarau. Con el paso del tiempo el salto se popularizó y distintas compañías ofrecieron el mismo servivcio. Sin embargo, Queenstown sigue siendo la capital mundial del bungy y de los amantes de la adrenalina.

Si vistas Queenstown en Nueva Zelanda y eres fanático de los deportes extremos, no puedes dejar pasar el salto en bungy. A lo largo de los años han surgido distintas modalidades del salto en bungy y se puede realizar desde distintas alturas. Aquí te compartimos algunas de las opciones que ofrece Queenstown.

Kawarau Bridge Bungy

Se trata del lugar antes mencionado en donde se originó el salto comercial. Desde una altura de 43 metros los visitantes podrán disfrutar de una excelente vista de los alrededores antes de lanzarse. Además de ser el primer lugar del salto abierto al público, es el único en Nueva Zelanda que ofrece el salto tandem, es decir que es posible aventarse con otra persona. No hay restricciones en cuanto a vestimenta e incluso es posible saltar desnudo, una opción bastante popular.

Edad: a partir de 10 años; entre 10 y 14 años deberán ser acompañados de un adulto

Peso: 35 kg – 235 kg

 

No te pierdas: top deportes extremos que debes practicar 

The Ledge Bungy y Swing

El salto en bungy desde Ledge se localiza en la cima de una montaña a la que se accede tras subir en un teleférico. La vista panorámica desde 400 metros de altura sobre Queenstown es hermosa y saltar desde aquí es una actividad completamente pensada para los aventureros que están dispuestos a todo. La ventaja de este bungy es que los arneses están diseñados para que se realicen distintos trucos como un doble giro, lanzarse desde el parado de manos, un salto al estilo Matrix, lo que se ocurra. El lugar es gratis para los que quieran simplemente admirar la valentía de los que realizan saltos variados.

Edad: a partir de 10 años; entre 10 y 14 años deberán ser autorizados por los padres

Peso: 35 kg – 127 kg

Aquí tamién se ofrece el Ledge Swing, una especie de columpio bastante extrema. Aquí no hay nadie que te empuje, la única manera de columpiarte es cuando tú sueltas la cuerda que te mantiene suspendido en el aire.

Edad: a partir de 10 años; entre 10 y 14 años deberán ser autorizados por los padres

Peso: 35 kg – 107 kg

 

Nevis Bungy y Nevis Swing

El salto de este bungy se realiza desde una plataforma suspendida por un cable a 134 metros de altura sobre el valle y el río Nevis. Es el bungy más alto de Nueva Zelanda y uno de los más nuevos. La caída es de aproximadamente 8.5 minutos. Para llegar al sitio, localizado a 45 minutos de Queenstown, hay que recorrer un terreno en camiones 4×4.

Edad: a partir de 13 años; entre los 13 y 14 años deberán ser autorizados por los padres

Peso: 45 kg – 127 kg

Desde aquí también se puede realizar el Nevis swing, se trata del salto estilo columpio más famoso del mundo. Tras estar suspendido a 160 metros de altura se hace el lanzamiento, alcanzando una velocidad de 120 km/hr. Para los más extremos es posible lanzarse al revés, de cabeza, en compañía de un amigo o probar algún otro estilo. Con 120 metros, la cuerda supera la longitud de un campo de rugby.

Edad: a partir de 10 años; menores de 14 años deberán ser autorizados por los padres

Peso: 35 kg – 220 kg

 

Shotover Canyon Swing

Desde un acantilado a 109 metros de altura sobre el río Shotover se realiza este salto que permite columpiarse 20 metros con una caída vertical de 60 metros. Es el salto desde un acantilado más alto del mundo. Desde aquí se pueden realizar una gran cantidad de saltos variados dependiendo la elección de la gente. También es posible realizar el tandem swing, mientras no sobrepase un peso combinado de 180 kg.

Edad: a partir de 10 años; menores de 16 años deberán ser autorizados por los padres

Peso: 35 kg – 160 kg

 

Para más información visita:

Sotover Canyon Swing&fox

AJ Hacket Bungy

Comentarios